La iglesia, la propiedad y tenencia de la tierra en Colombia

La propiedad y tenencia de la tierra en Colombia y en general en América parte de una política utilizada por España al invadir el “Nuevo Mundo”, a manos de Cristóbal Colon, Los Reyes de España (Fernando Aragón y Isabel de Castilla).

Con la invasión de América, Los Reyes de España empiezan a recibir concesiones sobre el derecho de ocupación de las nuevas tierras y de sus habitantes como una donación Papal. Era una potestad del Papa Alejandro VI, entregar los territorios invadidos a los Reyes Cristianos, es así, como repartió en 1493 el continente americano entre Portugal y España a través de un documento llamado Bulas (documento pontificio que trata materias de fe, asuntos administrativos o judiciales, o concede ciertos privilegios y que está autorizado por el Papa mediante un sello que lleva su nombre).

La tenencia y la propiedad de la tierra en Colombia esta relacionada de forma directa con la iglesia, ya que esta, determinaba la jurisdicción y disponía de las tierras en favor de un Rey cristiano, cuya directriz debía ser siempre la evangelización. La iglesia en cabeza del Papa, tenía la potestad de quitar la condición de indio por ser bárbaro, pecador, infiel. Argumentos utilizados para someterlos y despojar de sus tierras. (la doctrina Aristotélica, declaro que los indios eran bárbaros y siervos por naturaleza, por lo cual la conquista de los españoles estaba plenamente justificada). Esta doctrina se apoyaba en 19 derecho romano, que hacía uso de la teoría de la Ocupación, sin importar que las tierras ya tuvieran dueños.

Para la época se apreciaban  formas de resistencia y nuevas discusiones sobre la tenencia y propiedad de la tierra, se niega el poder del Papa sobre los infieles, y sostuvieron que la infidelidad por sí sola no era causa suficiente para justificar la invasión española, según Francisco de Vitoria, sostuvo que: “los indios, aunque infieles antes de la llegada de los españoles eran legítimos señores de sus cosas, pública y privadamente. Ni el Emperador era señor de todo el orbe, ni el Papa tenia señorío civil o temporal sobre todo el Universo”[1].

Los indignas defendieron su tierra con la vida, rechazaron y se opusieron a los instrumentos legales usados por la iglesia y la Corona Española para usurparles sus tierras, sus costumbres y su cultura dándose así, las primeras rebeliones. A pesar de estas resistencias la Corona y la iglesia sustentan la ocupación argumentando que dejaban a los indígenas lo necesario para su subsistencia y el resto de tierras eran zonas no habitadas, así estos lugares pasaron hacer propiedad de los invasores a través de títulos otorgados por la Corona  “Las Reales Cedulas de Mercedes de Tierras”, y al mecanismo de la ocupación, así  muchos de los invasores españoles se constituyeran en verdaderos dueños de territorio americano[2].

La invasión, la ocupación y el adoctrinamiento religioso fueron los primeros métodos para despojar de sus tierras a los indígenas y así, el Estado y la iglesia tener dominio sobre la tierra como fuente de poder y dominación.  


[1] OTS CAPDEQUI, José Maria. Derecho Español en las Indias. Buenos Aires: Colección de Estudios para la Historia del derecho Argentino Vol. III, 1943. p. 246.

[2] . 8 ORTEGA LÓPEZ, Roberto. Apuntes sobre la conquista española y la Ocupación. Bogotá: Colección Tesis Universidad Javeriana, 1945. p. 65 9 Ibid., p. 82. 21

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *