Mensaje de los presos políticos de Yopal a los participantes del paro nacional

Artículo tomado de: https://www.cna-colombia.org/mensaje-de-los-presos-politicos-de-yopal-a-los-participantes-del-paro-nacional/

Por: Presos políticos de la Guafilla, Yopal – Casanare

El 30 de septiembre de 2018, el movimiento social del Centro Oriente colombiano sufrió un duro revés, pues fueron detenidos un líder y una lideresa social claves por sus aportes tanto para la agenda campesina del movimiento, como para la agenda cívico popular que lucha por la vivienda digna. Hermes Burgos, líder campesino de ASONALCA[1], uno de los impulsores del pliego unificado por el sector agrario que se le presentó en durante la  Minga Agraria, Campesina, Étnica y Popular a la gobernación de Casanare en 2016, en conjunto con comunidades indígenas de Casanare; y Miriam Aguilar, lideresa de ASMUC[2] y promotora del plan alternativo de vivienda en los asentamientos humanos de Casanare, continúan hoy, en pleno 2020, detenidos. A sus detenciones se sumaron, el 27 de noviembre del 2018, la detención de 8 líderes sociales de San Luis de Palenque promotores de ASONALCA, quienes habían impulsado un pliego social de las comunidades afectadas por el proyecto Cubiro de la petrolera multinacional Frontera Energy, heredera de Pacific Rubiales.

Meses más tarde, el 11 de abril de 2019, fueron capturados el agrónomo Carlos Romero y el profesional en salud ocupacional Fredy Figueroa, ambos, miembros de ASONALCA, cuya labor se centraba en el fortalecimiento técnico de esta asociación y en el apoyo en la denuncia de situaciones de derechos humanos contra sus integrantes. Por si fuera poco, el 7 de diciembre fue capturado en Arauca y llevado a La Picota en Bogotá, uno de los líderes regionales del Centro Oriente, el campesino y activista cívico popular José Murillo Tobo. Como en los casos de los mal llamados falsos positivos o ejecuciones extrajudiciales, esta persecución jurídica contra el movimiento social ha sido presentada como una persecución a integrantes de grupos ilegales, pero ha tenido en común, el financiamiento por parte de las compañías petroleras a las Estructuras de Apoyo de la Fiscalía, entidad que ha adelantado la solicitud de las capturas sin las pruebas suficientes, como se observa en las audiencias de legalización de captura.

Conscientes de la importancia de las luchas que viene avanzando el pueblo colombiano en las jornadas de protesta iniciadas el 21 de noviembre, Hermes Burgos, Jesús Leal Salcedo, Fabio Cerrato Castaño, Ronald Andrés Corredor y Jaime Alberto Coca Chávez (los últimos cuatro, líderes presos de San Luis de Palenque), han escrito una comunicación a los participantes del paro nacional:

“Señores: Voceros paro nacional y participantes en general

Centro Penitenciario Guafilla. Yopal.

Reciban un cordial saludo desde la distancia, con el fin de unir fuerzas, templanza, coraje y esperanza en apoyo a las manifestaciones. Nos unimos a ellas, teniendo en cuenta que somos líderes sociales privados de nuestra libertad porque hemos levantado nuestra voz de protesta en contra de las multinacionales petroleras; multinacionales que no cumplen sus licencias ambientales, que vulneran nuestros derechos al no pagar nuestros servicios prestados, y nos dejan una gran contaminación en la tierra, el agua y el aire.

Al ver que los entes del gobierno encargados de hacer los controles pertinentes para proteger el medio ambiente no lo hacen, sino que se confabulan para vulnerar nuestros derechos y cometer crímenes ambientales, y después de haber agotado todas las instancias jurídicas y comprobar de primera mano la persecución del gobierno inducido por los funcionarios de estas multinacionales, nos hemos enfrentado, en diferentes casos, a la cárcel, el destierro o la muerte.

Es por eso que solicitamos nuestra liberación y que cese ya la persecución y muerte de líderes sociales en nuestro país. En momentos de tanto descontento como los que tiene el pueblo, queremos hacer el llamado sobre la nefasta política de justicia del presidente Duque. Solicitamos beneficios y/o rebaja de pena para los presos, teniendo en cuenta una posible ley de jubileo tras hechos como el proceso de paz, la conmemoración del bicentenario y la visita en años recientes a nuestro país del máximo jerarca de la iglesia católica. Es necesario tener en cuenta estos hechos y otorgar beneficios a las personas privadas de la libertad, como se ha hecho en otros países. Las cárceles de nuestro país se han convertido en desagües y sofismas para distraer y cubrir la atención sobre la realidad de corrupción y saqueo que gobiernan nuestro país.

(.,.)En este  sentido nos unimos en solidaridad y enviamos nuestro saludo y sentimiento de condolencia a la familia del joven Dilan Cruz, que murió a manos de los esbirros del gobierno (ESMAD) caso que reprochamos rotundamente, a la vez que hacemos un llamado al Gobierno que ya cese el ataque y represión que siempre ha mantenido contra la población civil, que sale siempre a defender sus derechos. Considerando que la libertad, la justicia y la paz en el mundo tiene por base el reconocimiento de la dignidad y los derechos iguales e inalienables de todos los miembros de la familia humana, reiteramos la necesidad de que los derechos humanos sean protegidos, a fin de que las personas no se vean compelidas a usar la justicia por mano propia o al supremo recurso de la rebelión contra la mano tirana y la opresión. Es triste ver cómo el presidente Duque ha dejado de un lado el fin para el que fue elegido, ocasionando crisis en todos los sectores, ya que se dedicó a solucionar un problema en Venezuela sin ser capaz de solucionar los problemas en Colombia.

Teniendo en cuenta lo antes mencionado sabemos que tenemos muchos sacrificios delante nuestro, y que debemos pagar un precio por el hecho heroico de construir una vanguardia como comunidad. Nosotros como voceros y líderes sociales sabemos que tenemos que pagar un precio por tener derecho a decir que estamos a la cabeza de la comunidad, que está a la cabeza del pueblo. Todos y cada uno de nosotros paga puntualmente su sacrificio, conscientes de recibir el premio en la satisfacción del deber cumplido, en defender los derechos del medio ambiente y de las personas más marginadas, débiles y vulnerables.

Somos conscientes que por defender nuestro territorio podemos morir, pero con la esperanza de avanzar con todos en la construcción de un mejor país. De esta manera, podemos seguir basados en la apreciación marxista de que el hombre realmente alcanza su plena condición humana cuando produce sin la compulsión de la necesidad física de venderse como mercancía. Es por eso que deseamos el bien común para todos y una paz diáfana y real para el futuro por venir, de una nación que pide a gritos que no se le lastime más a través de la política de sometimiento.

(…)Nuestro país es vendido con un presidente pintado, manejado por su líder político; por eso Estados Unidos lo maneja a su antojo, haciendo daño con la venta de armas, aviones que causan cantidad de tragedias y miles de muertos; y todavía quieren que vivamos felices como si no pasara nada. ¿Hasta cuándo¡Colombia despierta! Es la hora que no demos paso atrás, defendamos lo que nos queda antes que sea demasiado tarde.

De esta manera hacemos un llamado a todos los sectores en general para que nos unamos y no nos dejemos dividir más ni utilizar para la guerra, ya que si meditamos un poco más nos damos cuenta que nos estamos matando entre los mismos, clase media y baja, confirmando que somos la patria boba.

De esta manera nos despedimos desde las mazmorras del Estado del contaminante “PLAN COLOMBIA”

Hermes Burgos, Jesús Leal Salcedo y Fabio Serrato Castaño. Ronald Andrés Corredor y Jaime Alberto Coca Chávez.

[1] Asociación Nacional Campesina José Antonio Galán Zorro.

[2] Asociación de Mujeres Unidas por CasanarecárcelParo nacionalpresos políticosser lideryopal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *